Paseo de Ríos con Elephant Moto

Elephant Moto es una empresa creada hace unos años por Mauricio “Micho” Escobar, a quien tuve la oportunidad de conocer en el primer Riders de BMW. Después de eso nos hemos cruzado en varias oportunidades, pero nunca en la ruta. Elephant se dedica al alquiler de motos BMW, dictan cursos de manejo tanto en On como en Off road y finalmente hacen paseos para sus clientes tanto nacionales como internacionales dentro y fuera de Colombia. La invitación esta vez fue para el Paseo de Ríos una alucinante experiencia de 4 días, unos 1.700 kms aproximadamente de los cuales el 70% seria Off Road.

VIRB0021

De nuevo rodando por nuestra espectacular Colombia

El Jueves llegue en la tarde a Bogotá directo a las instalaciones de Elephant, donde Micho me hizo la presentación de la motocicleta que usaría en este viaje, una BMW R1200GS del año, Keyless, QuickShifter y varios accesorios más para este viaje principalmente offroad. Después un pequeño chequeo al estado físico de la moto hago unas cuantas adaptaciones para mi equipo (como el GPS, equipaje, etc). Más tarde nos reunimos con 2 más de los participantes de la expedición para un breve brief de lo que sería la aventura que empezaría al día siguiente; especialmente unas indicaciones de manejo en grupo y de la ruta. Nos vamos a descansar, recibimos la guía de viaje, adhesivos con nuestros nombres para el casco, adhesivos del paseo #26 de ElephantPaseo de Rios”y una espectacular camiseta con el logo de el paseo y sus patrocinadores BMW Motorrad, Revit y SENA Bluetooth.

Como dirian los gringos “Rubber side down Sunny side up”

5 a.m fue la hora de citación, con un frío y un sueño el berraco. Empiezan las sorpresas, Felipe Rojas, otro aventurero que conocí por las redes sociales en su emblemático viaje a Sur América en una BMW F800GS Adventure, me presentan a “Pipe” como él más reciente miembro de staff de Elephant. En esta ocasión el será el escolta en el vehículo de apoyo, el cual lleva un remolque, víveres, repuestos y a 3 acompañantes de nuestros pilotos (La esposa y el hijo de Andres y la esposa de Ed). Estamos listos para arrancar y salimos por la autopista rumbo a la primera bomba después del peaje para reunirnos con el resto de los participantes y con Francisco “Pacho” Escalante el 3er miembro de Elephant, quien iba a ser el guía líder en esta expedición, la cual cerraría de último Micho. Una breve presentación con los demás pilotos, un mini desayuno y es hora de partir, tomamos la via rumbo a Colfrance, una reconocida empresa de lácteos en el KM 2 via a Chiquinquira, donde hacemos una pequeña parada de reagrupamiento. Estos 100 kms fueron de adaptación con la moto, no manejaba una GS desde mi K25 2010, adicional a esto iba con llantas Heidenau, las cuales eran nuevas para mi también.

VIRB0077

Después de varios intentos fallidos, por fin conocimos Guadalupe, Santander

Llegamos a San Jose de Suaita, fin del pavimento, ahora vamos rumbo a Guadalupe, en una vía mixta entre afirmado y unos barrizales tremendos, donde se empiezan a poner a prueba las capacidades de los pilotos. Finalmente llegamos a la casa de Doña Gloria, sitio donde dejamos las motos y vamos caminando hasta la quebrada Las Gachas, un sitio que hace rato quiero conocer pero no había tenido la oportunidad. La quebrada es famosa por que el lecho es de piedra (muy lisa por cierto) por la cual corren aguas frías y cristalinas, en este lecho hay unos profundos hoyos de diferentes diámetros y profundidades en los cuales hay unos que no tocas el fondo parado, estos huecos son como Jacuzzis naturales en los cuales es delicioso tomar un refrescante baño para bajar la temperatura. Doña Gloria nos tenia preparado un suculento almuerzo, carne, yuca, mazorca asada, huevo duro y arroz, todo lo típico de la región.

VIRB0113

Quebrada Las Gachas un paraíso que pocos Colombianos conocen

Un merecido descanso y Pacho nos llama al orden, hay que seguir la ruta porque nos falta un largo trecho. Sigue el destapado afirmado, vamos subiendo por la ladera de una montaña con una vista increíble, aunque hay algo muy extraño en la tierra por la que vamos rodando y es que es de un color como morado, lo exótica que es nuestra Colombia jajajaja. Llegamos a Contratación donde ya las goteras pararon de ser una leve brizna a un aguacero molesto, algunos nos pusimos el impermeable. La ruta se complica porque lo que yo no sabía era lo que me esperaba, a la salida del pueblito resulto que ya no había mas subida, el 85% era una bajada pero la señora bajada, empantanada, súmele a eso que voy en una moto que no es mía y que pesa unos 240 Kg, más mi falta de experticia en este tipo de terrenos. La cosa pasaba de marrón a negro, cada vez llovía más, las bajadas eran mas empinadas y yo estaba más tensionado, fue tal la cosa que ya quede de penúltimo, detrás de mi ya solo iba Micho que cerraba el grupo y el Vehículo de apoyo. Micho me paró y me dio unas instrucciones, me dijo “Mono tranquilícese” y me dio unos tips de manejo en este tipo de terrenos, los cuales me ayudaron bastante, desapareció la tensión, volví a retomar la confianza y un poquito de ritmo pero tampoco crean pues que salí disparado.

VIRB0005

Sobrevivi al barro!!!

 

Llegamos a Simacota, donde tuvimos una pequeña reunión de pilotos y decidimos que estaba muy tarde, seguía lloviendo y no íbamos a hacer el último tramo de destapado porque llegaríamos casi a las 9 pm, así que tomamos la via pavimentada a San Gil donde paramos a repostar combustible, a reparar una llanta pinchada y a revisar una moto que venía con problemas en el cluth. Finalmente llegamos a Barichara, donde pasamos por el parque principal vía a el Hostal Misión Santa Barbara. Desmontamos nuestras motos y nos esperaba una fría cerveza como premio a nuestro primer dia de aventura. Nos repartimos en las habitaciones y nos reunimos en la sala de televisión a hablar de las anécdotas del dia, uno a uno fuimos cayendo del sueño, mañana nos espera la segunda parte de nuestra travesía.

VIRB0146

Despierto a las 6 am para bañarme y organizar la ropa en mi maleta Mosko Moto, un suculento desayuno con variedad de panes, huevos al gusto, jugo de naranja y fruta, la atención del hotel es buenísima, cada quien esta organizando su equipaje, moto y equipo, yo termino rápido y voy a buscar un cajero. Regreso al hotel y todos están listos para arrancar, el día esta soleado y muy despejado, siento una tranquilidad difícil de explicar, Pacho da la orden de arrancar y empezamos a meternos por partes de Barichara que no conocía, inclusive veo un mirador muy bonito (Hay que regresar para verlo en otro viaje), se acaba el pavimento y empieza el off road, ahora vamos rumbo a Zapatoca, pasando primero por Galán. La vía estaba completamente seca y muy buena pero se veía que cuando llueve se volvía una sopa de esas de barro que no me quería volver a encontrar, es increíble los paisajes que se ven en estas vías, definitivamente Colombia no deja de sorprenderme, nunca acabamos de conocerla.

IMG_3259

Apostamos una carrera???

Llegamos al parque de Zapatoca, un pueblito muy bonito, y paramos en una tienda a refrescarnos y se acerca mucha gente a admirar las motos, a tomarse fotos, es más hasta apareció un señor de edad en una bicicleta – o triciclo  – que se quería tomar una foto con nosotros y hasta apostamos carreras jajajaja. Sigue la ruta y a las afueras del pueblo se ven unas urbanizaciones con casas muy bonitas, parecen de recreo, a este pueblo hay que volver definitivamente. Retomamos pavimento, pero digamos es mixto, hay partes que estarían mejor destapadas, me quedo asombrado de las curvas, estamos en lo alto de la montaña y se ve una carretera serpenteante que baja a un cañon, se parece a esas carreteras que ve uno en Europa – En fotos o videos, no he ido – y se me dibuja una sonrisa en la cara, este es el tipo de carretera que me gusta, curvas super cerradas, y una vista inigualable, hay unos sitios para tomar fotos espectaculares pero estoy tan animado con el acelerador que prefiero seguir en mi película. Llegamos a el puente que esta en la parte baja del cañon, es en serio, parece de película…

VIRB0123

Puente Guillermo Gómez Ortiz en Zapatoca, Santander

Reagrupación y continua la carretera, igual pero ahora de subida, permiso que voy como un loco. En la cúspide de la montaña ya nos encontramos con una llanura, y llegamos a un río donde a orillas de este sería el almuerzo, el vehículo de apoyo llega con unos sanduches deliciosos, y de nuevo las motos son el centro de atención de los lugareños.

IMG_3260

Cada parada era un montón de nuevas historias

Despues de almuerzo no es fácil seguir la ruta con esa llenura, sigue destapado hasta entrar a Girón, donde continuamos por pavimento hasta Lebrija, y de ahí nos desviamos, de nuevo Off Road. Esta parte es muy diferente a los paisajes que ya traíamos de Zapatoca, ya son como fincas campesinas y las vías cada vez mas angostas. Micho nos reúne a todos “Señores hidrátense bien, descansen un momento, viene una bajada muy dura” Whaaaat – Pensé yo – se vino  mi mente el día anterior de sufrimiento. Dejen buen espacio entre el de adelante para poder maniobrar y abajo nos vemos, y uno a uno iban desapareciendo en la bajada. Me llego mi turno y arranque, – jueputa –  la bajada si era muy pendiente y con un abismo a un lado que uno se va y mejor dicho no lo vuelven a ver, pero era más el terror, eran unos rieles estrechos que desaparecían en la maleza, pero no era tan horrible como me la habían pintado, o no se si ya después de la del día anterior ya lo que apareciera iba a ser fácil.

Llegamos a una especie de estación de energía al final de la bajada, cruzamos un puente y de nuevo reagrupación, a esperar el Vehículo de apoyo que ese si no lo quisiera ir manejando yo y menos con remolque en esa bajada. Un niño se acerco a nosotros a la salida del puente y nos invito a la tienda de su madre, nos fuimos a esperar allá a Pipe que llegara en el Carro. De ahí del puente a Sabana son unos 75 kms de destapado por las antiguas vías del tren, cruzamos por un puente gigante de polines de tren, esa vaina se movía como si se fuera a caer, era una cosa de locos, el paisaje y el río al fondo le dan una mística al cruce que nunca había experimentado, lastima que las fotos no le hacen justicia a semejante maravilla. Luego sigue una vía que invita a la velocidad pero ya Pacho y Micho nos habían advertido de no confiarnos porque hay partes peligrosas, pasábamos por pequeños caserios que tenían lo que en alguna época pasada era la estación del tren, la gente salía a saludarnos a nuestro paso.

VIRB0218

Puente sobre quebrada la gomera

Ibamos en una parte rápida y cuando menos pienso en un pantanero el berraco me encuentro a Charlie uno de nuestros compañeros con la moto mirando en sentido contrario y enterrada completamente en un barrizal, paro mi moto asustado y salgo corriendo a lo que Charlie me dice, fresco estoy bien, ahora saquemos la moto, juaaa no me haga reir era una R1200GS adventure, enterrada hasta que mas no podía, trato de ponerla en neutra y no me da, abro el switch y oh sorpresa estaba en 4ta, este berraco venia era pero soplado, le bregamos por todos lados a la moto y no fuimos capaces, esperamos refuerzos y llego Pacho que la saco de un tirón. Retiramos el Visor (Se le partieron los tornillos del soporte y el retrovisor que quedo flojo y continuamos) De nuevo la advertencia, atentos que vienen unos puentes muy peligrosos, tienen grandes huecos y rieles que los pueden hacer caer al rio (que dicha la mía, sigue el terrorismo jajajaja).

IMG_3272-3

La indestructible R1200GS Adventure

En efecto acá si era bien fundado el terror de los puentes, hubo uno que ni respire para pasarlo, yo veía esa moto en el rio y yo debajo de ella, afortunadamente pasamos invictos, sin embargo luego Micho nos conto una anecdota que en un paseo anterior un extranjero que paso la moto pero el no lo logro (afortunadamente sin daños considerables) jajajajaja. Llegamos a Sabana de torres ya de ahí tomamos pavimento por la Troncal del Magdalena Medio hasta Barrancabermeja, debo confesarles que ya el pavimento no era tan divertido, ya entiendo porque tanta fiebre de la gente por el Off Road. Llegamos a una bomba de gasolina gigante con hotel y un pequeño mall, ahí pasaríamos nuestra segunda noche del tour, nos espera de recompensa una cerveza fría,  reparto de habitaciones, un pequeño baño y la cita es a las 7:30 pm para ir a comer.

La comida muy buena, no falto el que pidió ceviche (en Barrancabermeja) y no quedo muy contento jajajajaja. Termina la comida y Micho nos llama la atención diciéndonos que vamos a hacer la hora Elephant, en la cual – nos cuenta – debemos relatar lo que más nos gustó y lo que menos nos gustó del día, esta actividad la saltamos el día anterior (había partido de la selección Colombia), ahí cada uno de los pilotos y acompañantes expreso las dificultades que afronto en el día y que fue lo que mas disfruto en la ruta. A descansar, mañana nos espera la aventura de nuevo.

VIRB0400

El Off Road se va convirtiendo en una adicción

6 am de nuevo despierto me baño y organizo la ropa en la maleta, me visto y bajo a desayunar, hay noticias debemos alterar de nuevo la ruta, Micho hizo unas averiguaciones con las autoridades y el orden público por cuenta del paro (uno de los muchos que hay últimamente en nuestro Pais por cuenta de las inconformidades con el actual Gobierno) y le dicen que la carretera no esta como para ir de Barrancabermeja a Puerto Berrio por la vía a Yondo, debemos tomar de nuevo la troncal del Magdalena Medio para llegar hasta Puerto Berrio, son como 150 kms de pavimento de rectas eternas y esperando que en cualquier momento nos apareciera un policía de carreteras con una cámara de velocidad o una cámara de foto multa, afortunadamente no sucedió ninguna de las anteriores, reagrupación en Puerto Berrio, hidratación y empieza el destapado. Ibamos rumbo a Puerto Triunfo por destapado y no habían pasado 30 minutos cuando de nuevo Charlie clavado en un hueco, la moto estaba en un lago de barro y el bañado, la moto enterrada casi hasta la mitad, no podíamos de la risa, afortunadamente la moto salió fácil del charco y Charlie de nuevo sin un solo rasguño, solo el ego golpeado por sus naufragadas.

Madre mía sálvame de esta y aprieto ya se imaginaran que

WhatsApp-Image-20160606-(17)

Rescate del naufrago

En Puerto Triunfo de nuevo reagrupación, hidratación y moto blah!!!, continua la via hacia la Dorada, en esta parte del camino encuentro mi segundo terror después del barro, cascajo suelto, son vías muy amplias, vemos muchos pozos de extracción petrolera, pocos vehículos y a uno pues si le va dando alegría en el acelerador, cuando menos pienso voy metido en un profundo cascajo que me sacude la moto para todos lados, solo pienso “Madre mía sálvame de esta y aprieto ya se imaginaran que” el calor es bastante fuerte, no hay ni una nube en el cielo para mi fortuna, no quisiera sumarle al cascajo barro jajajaja.

DCIM106_VIRB

Tunel natural en la via a San Miguel, Antioquia

Salimos a la principal y entramos a Doradal a almorzar en Asados del camino, repostamos y de nuevo a la ruta, ahora vamos como por una finca, va un mixto de rieles destapado, con cascajo y barrito ahí para cerrar bien el tercer dia de la expedición, llegamos a un pueblito llamado San Miguel y oh sorpresa, tenemos que cruzar el rio en un Ferry, la sesión fotográfica de la montada al ferry no se hace esperar, todos en filita con cara de niño chiquito montando las motos al ferry, en medio del cruce del rio dice Micho, señores viene una subida “Maluquita”, tomen distancia y no le aflojen al acelerador, y ahora que vendrá –Pense yo- segunda vez que me metían el terror, la loma pues si estaba un poco empinada y eso si, cascajo suelto pero pues ya para lo que había vivido, era nada, llegamos a una especie de lote y dejamos ahí las motos parqueadas, cuando llega un señor y me dice, si quiere páseme las maletas y montese a la lancha,  Lancha?? Como que lancha, cual lancha?? Pues si que nos esperaban 2 lanchas para navegar contra la corriente del rio La Miel, yo no paro de asombrarme, cuando pensé que ya todo lo bonito y bacano del paseo ha pasado cierran con esta perla!!!

VIRB0424

Por las cristalinas aguas del rio se ven grandes y pequeños peces, nutrias, pájaros de todos los tamaños y colores, estamos en una espectacular selva, llegamos como a una especie de playa empedrada descarcamos la lancha y Adrian y yo no nos aguantamos y nos metimos de una al río ya el calor y los kilómetros recorridos nos hacían merecedores de semejante espectáculo natural.

El hotel La cachaza es espectacular, las cabanas son hechas en guadua, en la que nos correspondió hay 6 camas de las cuales 2 son dobles y las otras sencillas, las cabanas están al lado del rio, super ventiladas y cada cama cuenta con su mosquitero, cada cabana tiene su baño y ducha privada, un balcón en el que hay una hamaca, unas sillas y una nevera, nos han llamado para la comida, el plato de hoy, una suculenta Mojarra, unas polas en la hora Elephant contando nuestras anécdotas y a dormir.

La cama casi no me deja parar, nos espera un suculento desayuno, baño en bombas que nos están esperando 2 lanchas, arrancamos y cuando íbamos rio arriba gritan desde nuestra cabaña “Me dejaron, Me dejaron”-Gritaba Kiko, nos devolvimos a la playa a recogerlo y de nuevo vamos rio arriba, vamos con Edgar al mando de nuestra lancha, un experimentado lanchero de la región, nos va contando historias y mostrando todo tipo de animales en el recorrido por el rio que conoce como a la palma de su mano.
Mas o menos una hora después llegamos a un cañón, donde Edgar nos dice es hora de baño, y sin mas patos al agua todos con nuestros respectivos chalecos emprendemos el regreso flotando por el rio, el agua fría nos refresca, es de lo mas divertido, lo bueno no dura y llegamos de nuevo a la parte baja del rio, Edgar nos llama, es hora de montarnos a la lancha para regresar al hotel. El regreso si fue mas rápido de lo que pensaba, desembarcamos y nos dieron 30 minutos para alistarnos, la vestida no es fácil con ese calor, y no dejaba de rondar por mi cabeza que la noche anterior había caído el diluvio universal, yo solo pensaba en el barro de la carretera.

VIRB0510

Remate de Paseo de Rios

Cargamos las lanchas y rumbo al parqueadero yo me alisto y arranco de una, esperando no encontrarme sorpresas en la via. Todo va super bien hasta que empieza a llover, paro a ponerme el impermeable y continuo hasta que por fin veo de nuevo pavimento, ahí me quedo con Pacho esperando al resto del grupo, hay unos que siguen derecho para Bogota, otros paramos en el chorizo de Carlos a comer, llegamos a Bogota de noche, de nuevo al caos, los trancones, la gente imprudente, asi me doy cuenta que se acabo el paseo y volvemos de nuevo a la realidad.

Elephant es historias para contar de por vida

IMG_2597

De izquierda a derecha Pipe, Yo, Micho y Pacho

Realmente escribir este viaje describiendo las maravillas que vivimos es muy difícil, muchas veces no es fácil parar a tomar fotos porque se empelicula uno en disfrutando la moto, las vías, los paisajes. En este viaje conocí nuevos amigos, adquirí nuevos skills gracias a la paciencia de Micho y Pacho y lo mejor de todo es descubrir aun mas rincones de Colombia con unas imagenes que quedan en mi mente para el resto de la existencia, por eso les recomiendo viajar con esta empresa porque ELEPHANT es historias para contar de por vida.

Para disfrutar muchísimo mas este tipo de viajes primero entrenese un poquito, el Off Road es muy diferente a andar por pavimento, Elephant ofrece tanto cursos On Road, como Off Road, los que con seguridad tengo que hacer antes de mi próxima excursion de Off.

Hasta la próxima
#EnMoto

 

 

Luis Muñoz

Luis Muñoz, o "El Mono" lleva alrededor de 20 años recorriendo Colombia en moto. Un administrador de empresas y gerente de mercadeo de profesión pero su gran pasión es viajar y más si es en moto. Ha pasado por motos de off road, velocidad y finalmente a motos de turismo. Como importador y distribuidor de accesorios de motocicleta, ha probado gran cantidad de marcas y accesorios lo que ha incrementado sus relaciones con personajes del motociclismo a nivel internacional, y lo convierten en un conocedor excelente de productos para motociclistas. Un ciudadano preocupado por la seguridad del motociclista buscando su bienestar y seguridad en Colombia. El Mono los llevará a las más grandes aventuras EnMoto.